jueves, 22 de mayo de 2014

Copa Intercontinental 1965: Internazionale Campeón





En 1964 Internazionale de Milán e Independiente de Avellaneda estuvieron frente a frente como campeones de Europa y América en la disputa de la Copa Intercontinental. Después de tres encuentros, victoria de Independiente 1-0 en Avellaneda, triunfo de Inter 2-0 en Milán y nueva imposición italiana en el estadio del Real Madrid por 1-0; Internazionale quedó con el título de campeón.
Un año más tarde, nuevamente por la Intercontinental, volvieron a verse las caras.

Benfica y Peñarol quedaron por el camino

Para llegar a una nueva confrontación entre ambos, Inter e Independiente repitieron sus títulos de campeones de Europa y América al ganar la Liga de Campeones y la Copa Libertadores respectivamente.
Los italianos vencieron al todavía poderoso Benfica de Portugal en la final de la competencia europea por 1-0 con gol de Jair da Costa.
Los argentinos no la tuvieron tan fácil a pesar de la goleada por 4-1 en la final ante Peñarol jugada en el estadio Nacional de Santiago de Chile. Antes, los rojos salieron en ventaja al vencer por 1-0 con gol de Bernao en el estadio de "La Doble Visera". En Montevideo el equipo uruguayo obligó a la realización de un tercer partido. Peñarol había alcanzado un expresivo 3-1, con goles de Gonçálves, Reznik y Rocha, marcando De la Mata (h) para Independiente.

En el San Siro, Inter

Sandro Mazzola
El primer partido de la Copa Intercontinental del 65 se jugó en Italia, en el estadio San Siro de la ciudad de Milán.
Rápidamente, tan sólo con 3 minutos de juego, el español Joaquín Peiró abrió el marcador para los italianos. Inter mostró superioridad y con dos goles de Sandro Mazzola construyó un resultado incontestable.
El equipo dirigido por Manuel Giúdice no tuvo reacción y su esperanza se redujo a vencer en Argentina para forzar un tercer y decisivo encuentro.
El equipo de Helenio Herrera formó con Sarti, Burgnich, Facchetti, Bedin y Guarneri; Picchi, Jair da Costa y Mazzola; Peiró, Suárez y Corso. Independiente opuso en campo a Santoro, Guzmán, Navarro, Pavoni y Acevedo; Ferreiro, De la Mata, Bernao; Avallay, Rodríguez y Savoy.

Inter de nuevo

Saludo de capitanes:
Ruben Navarro por el Rojo y Armando Picchi por Inter
Con el afán de vulnerar el famoso cerrojo defensivo de Helenio Herrera, Manuel Giúdice, técnico de Independiente, armó una formación verdaderamente ofensiva. Ya lo había hecho en el partido de ida aunque el resultado estuvo lejos de ser el deseado.
Volvió a repetir el esquema táctico en Avellaneda, Bernao, Mura, Avallay, Mori y Savoy, todos futbolistas con nítidas características ofensivas, formaron el ataque rojo.
Sin embargo, pese a todos los esfuerzos, Independiente no logró anotar. Internazionale una vez más supo imponer su juego, facilitado por el resultado del partido de ida. El partido terminó 0 a 0 e Inter volvió a alzar la Copa, por segunda vez consecutiva y ante el mismo rival se consagró, campeón de la Intercontinental.

Internazionale campeón de 1965
El equipo

Los 60 se caracterizaron por la escasa cantidad de transferencias de futbolistas en el mundo. Absolutamente diferente de la realidad vivida en tiempos actuales, los clubes mantenían a sus jugadores por años. Era común que no hubiera mayores variantes en la formación de los equipos de una temporada a la otra.
En el 65 Internazionale mantenía su base triunfadora. A comenzar por el entrenador, el presitigioso Helenio Herrera. Los italianos tenían también el aporte de futbolistas extranjeros de primer nivel, como los españoles Joaquín Peiró y Luis Suárez o el brasileño Jair da Costa. Y también varios integrantes de la selección italiana al ejemplo de Giacinto Facchetti, Tarcisio Burgnich, Sandro Mazzola o Mario Corso.

Helenio Herrera

Fuentes de consultas:
inter.it